Campaña «Bibliotecas por derecho propio» en el Reino Unido

El CBP quiere compartir esta experiencia inspiradora impulsada en el Reino Unido, que da cuenta de la importancia de la labor de las bibliotecas públicas y la necesidad de hacer un llamado ciudadano a que los gobiernos nacionales y locales respalden su labor.

 

Campaña «My Library by Right» en el Reino Unido

Las bibliotecas públicas en Inglaterra proporcionan un apoyo vital para millones de personas cada día. Ayudan a las personas tener la posibilidad de acceder a Internet , a desarrollar sus conocimientos y habilidades, a encontrar empleo y construir lazos más fuertes a través de su comunidad.

Pero muchas bibliotecas públicas en Inglaterra se enfrentan a una amenaza sin precedentes: las estadísticas recientes muestran que 443 bibliotecas públicas han cerrado desde 2010, y otras muchas se han visto obligadas a reducir horas y limitar servicios.

Por ello, Chartered Institute of Library and Information Professionals (CILIP), impulsores de esta campaña estiman que es el momento de revindicar y defender el derecho legal a un servicio de biblioteca de calidad a través de esta campaña.

 

www.cilip.org.uk/mylibrarybyright

 

La campaña Bibliotecas por derecho propio considera que el gobierno y las autoridades locales tienen la responsabilidad legal de ofrecerle un servicio de biblioteca de calidad que satisfaga las necesidades más inmediatas de los ciudadanos, especialmente aquellos más desfavorecidos. Estos derechos no han sido suficientemente entendidos y están siendo descuidados debido a las las presiones económicas, considerando que se están poniendo en riesgo algunos principios importantes, incluyendo la posibilidad de acceder a un servicio de biblioteca de la calidad dondequiera que se viva y en ocasiones a un servicio que cubra las necesidades más elementales.

De este modo se pide firmar la petición para que:

  • Los derechos del público a las bibliotecas sean reconocidos y respetados
  • Las bibliotecas públicas sean tratados como los servicios y el gobierno debe asumir sus obligaciones legales en virtud de la Ley de Bibliotecas y Museos Pública 1964
  • Ofrecer orientación legal para las autoridades locales sobre sus derechos en virtud de la Ley de Bibliotecas y Museos 1964 Pública de DCMS, con el apoyo de la CILIP y profesionales de la información